Blog Atlàntida Salut

Daltonismo: cuáles son sus síntomas y diagnóstico

El daltonismo es una patología visual que altera la percepción de los colores en las personas afectadas. Esta anomalía suele ser parcial; es decir, la persona padece una baja sensibilidad a uno o algunos colores, o total, algo muy excepcional que sucede cuando no se percibe ningún color. Se trata de un trastorno, en la gran mayoría hereditario, que no causa dolor y que es más habitual entre la población masculina.

El daltonismo, o la incapacidad de ver algunos colores de forma natural, ocurre cuando hay un problema con los pigmentos en algunas células nerviosas del ojo que perciben el color. Estas células, llamadas conos, se encuentran en la capa de tejido sensible a la luz que recubre la retina. En concreto, existen tres tipos de conos, los que detectan el rojo, los que perciben el verde y los que distinguen el azul.

El cerebro utiliza la información suministrada por los conos para determinar el color que se percibe por los ojos. Cuando estas células carecen de una o más sustancias químicas sensibles a la longitud de onda, esa persona no podrá distinguir los colores rojo, verde, amarillo o azul. Es decir, este trastorno se produce por un error en los conos, las células de la retina encargadas de percibir los colores.

 

Síntomas

Los síntomas del daltonismo pueden ser desde leves hasta intensos. Muchas personas tienen síntomas tan leves que no se dan cuenta de que tienen deficiencia de color o de que no ven bien los colores. A veces, lo descubren cuando esta deficiencia visual causa confusión en ellos o en sus hijos. Por ejemplo, cuando cuesta diferenciar los colores de un semáforo o separar por colores ciertos materiales didácticos al jugar con sus hijos.

Contrariamente a lo que se cree, es raro que una persona daltónica vea solamente en tonos de gris. La mayoría de las personas con esta afectación pueden visualizar colores, pero normalmente de manera descolorida o, incluso, los llegan a confundir unos con otros.

Las personas afectadas por esta deficiencia no son capaces de distinguir:

  • Diferentes tonos de rojo y verde
  • Diferentes tonos de azul y amarillo
  • Cualquier color y su brillo.

¿Quién está en riesgo de contraer daltonismo?

Los hombres tienen un riesgo mucho mayor de nacer con daltonismo que las mujeres, quienes rara vez tienen este problema. Se calcula que uno de cada diez hombres tiene alguna forma de deficiencia de color.

Además, ciertas enfermedades pueden aumentar el riesgo de tener deficiencia de color adquirida, entre ellas, el glaucoma, la diabetes, el Alzheimer, el Parkinson o la degeneración macular.

Causas comunes

La mayoría de los casos de daltonismo se deben a:

  • La mayoría de las personas que tienen daltonismo nacen con la afección. Las deficiencias de color heredadas son más usuales en los hombres, y la principal afectación es en torno al rojo-verde. El daltonismo heredado suele afectar de igual manera a los dos ojos.
  • El daltonismo debido a una enfermedad específica a menudo afecta cada ojo de manera diferente, y suele empeorar con el tiempo. Está muy relacionado con patologías como el Parkinson o las cataratas.
  • La administración de algunos medicamentos para tratar problemas cardíacos o enfermedades autoinmunes puede alterar la visión de color.
  • Con la edad, la capacidad natural de percibir los colores se va debilitando.
  • Sustancias químicas. La exposición a ciertas sustancias químicas durante largas horas o en el trabajo, como fertilizantes o disulfuro de carbono, pueden derivar en pérdida de la visión de color.

 

¿Cómo se diagnostica?

El diagnóstico del daltonismo se realiza, normalmente, mediante dos pruebas sencillas en la consulta del oftalmólogo.

  1. Las tablas de Ishihara: el oftalmólogo muestra al paciente un dibujo formado por puntos multicolor. Si no existe deficiencia de color, la persona podrá ver los números y las formas que se esconden tras los puntos.  Los números son de un color diferente al color del fondo. Si, en cambio, tiene una incapacidad para ver los colores, no podrá encontrar esos símbolos. Es posible que no observe nada en el dibujo.
  2. El test de Farnsworth-Munsell: se muestra una tabla llena de fichas, habitualmente 100, que la persona debe ordenar según la graduación y el tono del color. Con esta prueba se diagnostica el daltonismo, pero también la capacidad del individuo para distinguir los colores.

¿Existe tratamiento?

Actualmente, no existe ningún tratamiento para el daltonismo. Sin embargo, sí existen lentes de contacto y gafas que pueden ayudar a las personas con daltonismo. La mayoría de las personas pueden adaptarse a las deficiencias en la visión de los colores sin mayor problema en su rutina habitual.

Asimismo, las personas con daltonismo pueden aprender formas de encontrar soluciones a su incapacidad: por ejemplo, aprendiendo de memoria que la luz roja se ubica en la parte superior del semáforo y la verde en la parte inferior.

Dr. Carles Rabassa
Director Médico de Atlàntida

Escriure un comentari

Nom*

Email* (never published)

Website

LA INFORMACIÓ TAMBÉ ÉS SALUT I BENESTAR. ATLÀNTIDA POSA AL TEU ABAST TOTS ELS CANALS PER LA TEVA COMODITAT.

Més a prop teu que mai: